tratamiento-aire

 

Tratamiento de Aire y Olor, Eliminación de Olores
Mantener un aire desinfectado y desodorizado es muy importante, tanto en ambientes públicos como industriales, en donde es común hallar compuestos que generen infecciones y/o malos olores. En la mayoría de los casos industriales, se trata de mezclas de sustancias liberadas en procesos de descomposición anaeróbica como sulfhídrico, los mercaptanos, el amoníaco, las aminas o diversos compuestos orgánicos volátiles. Por otra parte, en ambientes públicos tales como cines, malls, casinos, salas de espera, enfermerías, baños públicos y salas de eventos (entre otros), también existe abundancia de microorganismos en el aire y/o malos olores, los cuales se dan principalmente por la aglomeración de personas y poca circulación del aire.

Biolight S.A. Ofrece soluciones basadas en la tecnología de la generación de ozono (O3), el cual tiene propiedades desinfectantes superiores a las del oxígeno, siendo un potente germicida que destruye a toda clase de bacterias, virus, esporas y hongos. Además es eficaz en la ELIMINACIÓN de los olores y no los enmascara, tal como lo hacen algunos ambientadores.

Dentro de las principales aplicaciones podemos encontrar:

*Edificios Enfermos: Tanto oficinas como edificios residenciales, con o sin recirculación de aire.

*Hotelería: Para la correcta desodorización de habitaciones y salas de conferencias, eliminando olores como el del tabaco o comida con una alta eficacia.

*Cafeterías, restaurantes, discotecas, pubs, salas de eventos.

*Cocinas: Elimina olores molestos como el de frituras, y también olores relacionados con la preparación de alimentos en general.

*Industria de alimentos: A parte de la eficaz eliminación de olores, se producen efectos secundarios favoreciendo la conservación de los alimentos y la higienización de las áreas de trabajo.

*Centros comerciales, supermercados, almacenes, bodegas, etc.

*Clínicas Veterinarias y tiendas de mascotas.

*Colegios, halls, hogares, oficinas, centros deportivos y gimnasios.                                                                                                                         

La normativa emitida por la OMS, establece que la concentración máxima recomendada para el público en general es de 0,05 ppm. Por otro lado se ha demostrado que con concentraciones cercanas a 0,01 ppm es suficiente para una satisfactoria renovación del aire.

Biolight asesora caso a caso, con un equipo de ingenieros con una extensa trayectoria, para analizar las diversas problemáticas de los clientes y brindar soluciones óptimas. → Contacto